Cómo convertir tazas a libras

Cosas que necesitará

  • Taza medidora
  • Papel
  • Lápiz
  • Calculadora

La conversión de medidas suele ser necesaria cuando se dedica a cocinar. La medición de ingredientes puede requerir que los líquidos se conviertan de una unidad de medida a otra. Un líquido como el agua, por ejemplo, puede necesitar convertirse en onzas o libras antes de mezclarlo. Al principio, esto puede parecer una tarea abrumadora; sin embargo, cuando el problema se aborda desde un punto en el que se consideran equivalentes básicos, es posible que el problema se resuelva más fácilmente y se realice la conversión.

    Comience a convertir tazas en libras al comprender algunos puntos básicos de conversión. 16 onzas equivalen a una libra o dos tazas. Otra forma de ver el equivalente es que una taza pesa ocho onzas y, por lo tanto, dos tazas equivalen a 16 onzas y este es el mismo peso de una libra – 16 onzas.

    Convierta una medida de taza en libras aplicando la fórmula del paso uno al problema. Por ejemplo, si está convirtiendo cinco tazas en libras, primero multiplicará cinco (la cantidad de tazas) por ocho (la cantidad de onzas en una taza). La respuesta aquí es 40.

    Divida el número 40 por 16 o el número de onzas en una libra. Entonces, en el ejemplo, 40 dividido por 16 es igual a dos y medio. La respuesta es cinco tazas que pesan 2.5 libras. Otra forma de ver el problema es que por cada libra debe tener dos tazas.

    Consejos

    • Tenga en cuenta que una taza de agua o un líquido similar pesará ocho onzas. Una taza de plomo, por ejemplo, pesará mucho más. Utilice la fórmula cuando trabaje con conversiones de líquido a libra.