Hace unas semanas, un joven estudiante estadounidense presentó un dispositivo muy innovador contra los tsunamis. La finalidad del dispositivo en cuestión es evitar que las ondas gravitatorias acústicas provoquen poderosos tsunamis. En otras palabras, permite detener la formación de ondas en tiempo real.

Un sistema de ondas gravitacionales acústicas.

Tras el desastre de Fukushima (Japón) en 2011, el tema de los tsunamis se toma más en serio que nunca. No hace mucho, la UNESCO incluso recordó que el riesgo también existía en el mar Mediterráneo y amplió su programa de concientización pública. Por el lado de la protección, los muros antitsunami siguen en primera línea, pero la búsqueda de soluciones continúa. Como explica el Idaho State Journal en un artículo del 15 de junio de 2022, un adolescente puede haber desarrollado un dispositivo revolucionario en la lucha contra los tsunamis: el sonido t.

En términos concretos, el dispositivo utiliza un sistema de ondas gravitacionales acústicas duales para neutralizar la energía de los tsunamis. Por tanto, el T-Sound genera ondas gravitacionales acústicas, cuya finalidad es entrar en contacto con el tsunami para absorber su energía y así detener la ola.

El T-Sound detiene por completo el tsunami antes de que tenga la oportunidad de llegar a la costa. Tampoco debe cubrir toda la longitud de las costillas, ya que las ondas sonoras se expandendijo Jasmine Lima, la creadora de la innovación.

peligro de tsunami
Créditos: Laurence Soulez / iStock

Un primer prototipo en estudio

Jasmine Lima, de quince años, sabe que muchos científicos han estado estudiando las ondas gravitacionales durante mucho tiempo. Sin embargo, ella quería que su innovación pudiera trabajo para la prevención y no solo para la detección de tsunamis. Pero, ¿de dónde se le ocurrió la idea de neutralizar las olas antes de que causen daños? Jasmine y su padre tienen una pasión en común: el surf. En preparación para un evento, se emitió una alerta de tsunami. Sin embargo, la joven rápidamente se dio cuenta de que solo un puente permitía llegar a su ciudad y que sería imposible evacuar a todos en caso de peligro real.

Por ahora, el concepto no ha sido fabricado y probado en condiciones reales. Sin embargo, recibió el apoyo del experto en tsunamis Usama Kadri y el adolescente recibió un premio en la Convención Nacional de Invenciones en el Museo Henry Ford en Dearborn, Michigan. El siguiente reto será ahora encontrar financiación entre 20 y 50.000 dólares para la fabricación de un prototipo digno de ese nombre y posiblemente proteger a las poblaciones costeras, especialmente en los países de bajos ingresos.

Aquí hay una presentación reciente del T-Sound de Jasmine Lima: