¿Por qué todavía hay ceniceros en los aviones?

Desde hace 25 años en Europa está prohibido fumar durante un vuelo. Sin embargo, los ceniceros todavía están presentes en los dispositivos, especialmente en los baños. En realidad, la presencia de estos ceniceros no es nada excepcional.

Ceniceros presentes a pesar de la prohibición

Desde 1997 es no fumar en los aviones y el motivo de esta medida es implacable: el riesgo de incendio a bordo de la aeronave. Aunque la posibilidad de que se inicie un incendio en la cabina a causa de un cigarrillo es mínima, siempre ha existido. Pero entonces, ¿por qué todavía hay ceniceros en los aviones hoy cuando la prohibición es en vigor desde hace varias décadas ?

“Es un requisito legal tener un lugar seguro para tirar los cigarrillos a bordo, en caso de que alguien infrinja la prohibición de fumar. Preferimos que usen ceniceros, que provocar un incendio escondiendo colillas en un rincón” dijo la azafata Jessica en una publicación de TikTok en agosto de 2022.

@jessicaaamot

Por favor, no intentes fumar a bordo 🥲#aviation #aviationlife #aviationlovers #aviation_ #foryouu #flight #flightmode #sabíaque #explicado #aircraft #boeing #airbus #flightattendant #cabincrew @BOEING @Airbus

♬ Ella comparte historia (para Vlog) – 山口夕依

Una tragedia en el origen de la medida

Anteriormente, los pasajeros eran completamente libre para fumar en la cabina. Sin embargo, un trágico accidente cambió la situación. El 11 de julio de 1973, el vuelo 820 de Varig, de la aerolínea brasileña Varig, sufrió un aterrizaje forzoso. Conectando Río de Janeiro con París, el avión llega al final de su viaje cuando, en el momento del descenso al aeropuerto de Orly, se produce un incendio a bordo. Según la investigación, el incendio es parte del inodoro ubicado en la parte delantera de la aeronave, el humo alcanzando rápidamente la cabina y la cabina. El humo era entonces tan intenso que el capitán no tuvo más remedio que abrir su ventana para disiparlo.

En un estado de emergencia, el controlador de tránsito aéreo cambiar el plan de aterrizaje para que el avión aterrice en la pista de acceso más directo. A cinco kilómetros de la pista, la situación se hizo insostenible, por lo que los pilotos decidieron aterrizar sin demora. El avión golpeó algunos árboles y se estrelló en un campo cercano. El drama será costó la vida a 123 personasa pesar de 11 sobrevivientes: 10 miembros de la tripulación y un pasajero.

Varios desastres del mismo tipo

Si nunca se ha determinado realmente la causa del incendio, la hipótesis más probable es la de un colilla mal apagada luego arrojado a la papelera del inodoro. Tras el desastre, la Administración Federal de Aviación (FAA) de los Estados Unidos emitió una directiva de aeronavegabilidad que exigía la instalación de señales de prohibido fumar en los baños. También pasa a ser obligatorio tirar las colillas en los basureros.

El primer país en prohibir fumar en los aviones fue Australia en 1987, seguida de Estados Unidos en 1988 y Europa en 1997. Cabe recordar que otros desastres del mismo tipo ocurrieron en 1983 (vuelo 797 de Air Canada), en 1987 (vuelo 295 de South African Airways), en 1996 (vuelo 592 de ValuJet) y en 1998 (vuelo 111 de Swissair).