¿Puede un bote pequeño realmente tirar de un bote muchas veces su tamaño?

Los remolcadores son botes pequeños y poderosos capaces de dirigir barcos grandes tirando o empujándolos. Se utilizan para ayudar a estos barcos en lugares donde no pueden maniobrar por sí mismos, como puertos y canales de agua estrechos.

En noticias recientes, un enorme contenedor de transporte detuvo infamemente el tráfico marítimo en el Canal de Suez. Mientras trataba de maniobrar a través de un estrecho paso de agua, los vientos hicieron que encallara. Mientras que se desplegaron excavadoras para quitar la arena alrededor del casco, se desplegaron remolcadores para ‘tirar’ del barco de regreso a su rumbo. Después de una terrible experiencia de una semana, el barco finalmente volvió a flotar. Los remolcadores eran minúsculos en comparación con el barco de 400 m de eslora, entonces, ¿cómo lograron lograr una hazaña tan impresionante? ¡Vamos a averiguar!

Alguna vez, dado, ha sido, liberado, en, Suez, Canal., Esfuerzo, para

Los barcos más grandes deben ser asistidos en canales de agua estrechos por barcos más pequeños. (Crédito de la foto: Corona Borealis Studio / Shutterstock)

¿Qué es un remolcador?

Si alguna vez ha tomado un ferry acuático, apreciará el hecho de que incluso cuando los botes están amarrados a los bolardos en el jerry, siguen moviéndose hacia arriba y hacia abajo y, a veces, incluso se balancean hacia los lados.
Los barcos grandes, aunque estables en mar abierto, no pueden navegar con precisión a través de aguas poco profundas o canales estrechos.

Transporte

Los buques más grandes atracan en los puertos asistidos por remolcadores, ya que un movimiento impredecible en el agua puede provocar daños graves (Crédito de la foto: CANARAN / Shutterstock)

La incertidumbre del movimiento debido a las corrientes de agua en áreas estrechas, como puertos y puertos, deja poco espacio para corregir el rumbo. Esto puede hacer que el barco choque y resulte en daños costosos. Por lo tanto, se despliegan botes pequeños pero extremadamente poderosos para ayudar a ayudar a los buques más grandes. Estos barcos, conocidos como remolcadores o remolcadores, cumplen varias funciones importantes.

¿Cómo funcionan los remolcadores?

Los remolcadores emplean uno de estos tres métodos para transportar embarcaciones muchas veces su tamaño:

1. Remolque directo

El remolque directo implica un potente motor a bordo del remolcador, conocido como cabrestante. Este motor se conecta a una línea de remolque que se lleva a bordo del barco que se va a remolcar. Cuando se establece una conexión estable, el remolcador abre el camino tirando del buque detrás de él.

2. Remolque indirecto

En caso de remolque indirecto, los remolcadores empujan a los buques más grandes sobre su casco, haciéndolos girar alrededor de su eje vertical y cambiando su rumbo. Posteriormente, el remolque indirecto puede ir acompañado de un remolque directo. Sin embargo, si la embarcación se ha dirigido lo suficiente como para poder propulsarse más, no hay necesidad de más ayuda de remolque.

3. Empujar

Si bien el remolque indirecto implica empujar solo para corregir el rumbo, ciertas embarcaciones deben empujarse hasta el final, siendo su único medio de propulsión. Los remolcadores de empuje a menudo están equipados con cascos reforzados y parachoques que encajan en un receptáculo en la popa del barco que se empuja.

Con la flotabilidad trabajando a su favor, los remolcadores no necesitan mucho esfuerzo para superar la inercia inicial de mover grandes barcos. Sin embargo, son estructuras fuertes asistidas por potentes sistemas de propulsión que se instalan hacia la proa o directamente en la popa del barco.
Los sistemas de propulsión que se encuentran en los remolcadores vienen en tres tipos:

1. Propulsión de tornillo simple

Cerrar, Arriba, Grande, Hélice, Y, Timón, En, Popa, De, Grande

Hélice fija con timón con bisagras (Crédito de la foto: Tawansak / Shutterstock)

Este sistema consta de un ventilador de hélice encapsulado en un capó fijo y un timón móvil. Este es un sistema de mantenimiento extremadamente bajo que se encuentra en los remolcadores más antiguos. El mayor inconveniente de este sistema es que es unidireccional, lo que dificulta el cambio de rumbo con facilidad. Además, el arreglo no genera suficiente empuje para manejar contenedores y cruceros modernos, lo que lo ha vuelto obsoleto.

2. Propulsión de propulsión azimutal

Negocio, Industria, Flotante, Muelle, Para, Carga, Nave, Reparación, Éxito, De

La hélice está suspendida en una cápsula giratoria que permite que los remolcadores giren sin timón (Crédito de la foto: Tawansak / Shutterstock)

En lugar de fijar ventiladores de hélice al casco del barco, se instalan en una cápsula motorizada que se puede girar en un ángulo horizontal, conocido como azimut. Al dirigir la cápsula, los remolcadores pueden cambiar de dirección muy rápidamente sin la necesidad de un timón. Esto los hace ágiles y más adecuados para el manejo de buques portacontenedores.

3. Propulsión de Voith Schneider

Bremen Regina

La hélice Voith Schneider, como se ve debajo del casco, se compone de un ciclo-rotor, que combina el empuje y la dirección (Crédito de la foto: Xocolatl / Wikimedia commons)

Se trata de una tecnología emergente que integra la dirección y la propulsión en una sola unidad mediante una disposición ciclo-giratoria. Un ciclo-rotor es una estructura similar a una jaula de ardilla con palas que giran individualmente. El empuje se logra cambiando la velocidad de todo el rotor, mientras que la dirección de propulsión se puede cambiar cambiando el ángulo de las palas. Este sistema es menos complicado e incluso más ágil que la propulsión de propulsión azimutal.

Tipos de remolcadores

Los remolcadores se pueden clasificar ampliamente en remolcadores interiores y remolcadores oceánicos.

Remolcadores interiores

Los remolcadores interiores se refieren a los remolcadores que operan en aguas relativamente poco profundas. Se pueden clasificar de la siguiente manera:

1. Remolcadores de puerto

Los remolcadores portuarios son responsables del atraque de grandes barcos dentro y fuera de puertos, puertos y canales de agua estrechos. Estos remolcadores generalmente operan tirando de los buques más grandes con una tenaza de acero o fibra sintética.

2. Remolcadores de río

Cumberland, Río, Tennessee ,,, Río, Tráfico

El diseño de casco plano de los remolcadores fluviales les permite empujar grandes barcazas en el mar, pero los hace inadecuados para operaciones oceánicas (Crédito de la foto: KennStilger47 / Shutterstock)

Como sugiere su nombre, estos remolcadores pueden remolcar o empujar barcazas en y alrededor de los mares. Si bien son bastante poderosos y pueden empujar varias barcazas conectadas entre sí, el diseño de su casco los hace peligrosos en entornos oceánicos.

Remolcadores oceánicos

Los remolcadores oceánicos están diseñados para funcionar en entornos de aguas profundas. Se pueden clasificar de la siguiente manera:

1. Remolcadores convencionales

Cisterna, Y, Remolcador, En, Mar, En, Puesta De Sol.

Los remolcadores convencionales utilizan una línea de remolque, también conocida como guinchero para tirar de grandes embarcaciones (Crédito de la foto: Nightman1965 / Shutterstock)

A diferencia de otros remolcadores oceánicos que se adaptan a embarcaciones tontas, los remolcadores convencionales pueden empujar o tirar de todo tipo de embarcaciones. Pueden hacerlo remolcando o empujando estos buques más grandes. Algunas artesanías incluso pueden adherirse a los lados de estos recipientes. Debido a su versatilidad de aplicación, los remolcadores convencionales son los más adecuados para operaciones de salvamento. Al hacer algunas modificaciones en su proa y casco, también se pueden usar para operaciones de rompehielos.

2. Remolcadores de barcazas

Fresco, Nieve, En, El, Puerto, Ciudad, De, Vladivostok, Con, Barcos

Barcaza con muesca en la popa para acomodar el remolcador (Crédito de la foto: Khrushchev Georgy / Shutterstock)

Debido a la naturaleza de la carga útil de las barcazas, es más fácil empujarlas que remolcarlas. Por lo tanto, las barcazas tienen una muesca en su cuerpo que se adapta a un remolcador de barcazas dedicado. Estos remolcadores son independientes o están unidos a la barcaza mediante un mecanismo articulado. Algunos incluso se integran con la barcaza mediante una conexión rígida.

Aplicación de remolcadores

Un remolcador no solo se limita a guiar grandes embarcaciones en canales de agua estrechos. Está equipado para cumplir una variedad de funciones. Los remolcadores suelen estar equipados con cascos rompehielos que les permiten navegar a través de capas flotantes de hielo espeso. Ciertos remolcadores también están equipados con cañones de diluvio y otros sistemas de extinción de incendios para ayudar en caso de incendio a bordo de barcos más grandes. También actúan como botes de salvamento.

Remolcador, Barco, Rompiendo, Hielo

Los remolcadores con cascos reforzados se despliegan en capas de hielo para preceder a los buques más grandes (Crédito de la foto: wiklander / Shutterstock)

Una aplicación importante de los remolcadores es su utilidad en el movimiento de embarcaciones “mudas”. Un barco tonto no tiene su propio sistema de propulsión. Los buques tontos comunes incluyen barcazas petroleras, plataformas y barcos discapacitados, entre otros. El potente motor y la estructura de cuerdas de los remolcadores les permite ‘remolcar’ estos buques a sus ubicaciones deseadas.

Avances en la tecnología de remolcadores

En la búsqueda de un envío más limpio y más consciente del medio ambiente, las plataformas de combustión interna ahora están siendo reemplazadas por equivalentes eléctricos. Los remolcadores eléctricos, aunque no son tan comunes, se están desplegando en puertos con limitaciones ambientales. Una tendencia emergente en la industria marítima es el transporte marítimo autónomo. Si bien esto aún se encuentra en una etapa muy incipiente, abre la oportunidad para el uso de remolcadores tanto en entornos convencionales como peligrosos.