Un gran descubrimiento para el tratamiento del cáncer de próstata

Un estudio holandés reciente ha revelado una solución para abordar el problema de la resistencia de las células cancerosas a las terapias antihormonales en el cáncer de próstata. Según los científicos, este descubrimiento podría ahorrar una década de investigación.

Nuevas proteínas a las que apuntar

La próstata es una glándula del sistema reproductor masculino afectada regularmente por el cáncer. El desarrollo de la enfermedad se caracteriza por sobreproducción de hormonas andrógenas. Por lo tanto, una de las posibles formas de frenar la progresión del cáncer es reducir este mismo nivel de hormonas mediante terapias antihormonales. Sin embargo, aunque el método funciona de manera efectiva en algunos pacientes, es bastante común que las células cancerosas se resistan a estas mismas terapias. En una publicación de la revista Cancer Discovery del 27 de junio de 2022, el Instituto Holandés del Cáncer (Países Bajos) explica, sin embargo, que ha descubierto un “solución potencial inesperada”.

Esta solución no pretende combatir directamente el cáncer, sino más bien proteínas diana en particular. Más concretamente, los científicos apuntan al descubrimiento de una clase de proteínas capaces de regular el ritmo circadiano y, por tanto, reducir los efectos de los tratamientos antihormonales. Resulta que las células de cáncer de próstata ya no tienen un ritmo circadiano, pero durante las terapias hormonales, las proteínas del reloj circadiano asumir un nuevo rol mantener vivas esas mismas células cancerosas a pesar del tratamiento.

Cancer de prostata
Los hombres con cáncer de próstata ven que su glándula se hincha y comprimen su uretra.
Créditos: Dimdle / Wikimedia Commons

Aumentar la eficacia de la terapia antihormonal

El estudio incluyó los tejidos de 56 pacientes con cáncer de próstata avanzado que habían recibido tratamiento antihormonal durante tres meses. Los resultados de esta investigación descubrieron que los genes que mantienen vivas a las células tumorales quedaron repentinamente bajo el control de una proteína que suele regular el reloj circadiano de las células sanas. Ahora los investigadores trabajarán con el Instituto Holandés Oncode para encontrar estrategias para bloquear el proceso. Esto permitirá así aumentar el rendimiento de la terapia antihormonal para la lucha contra el cáncer de próstata.

En cualquier caso, este trabajo ha hecho comprender a los científicos que para encontrar nuevos tratamientos contra el cáncer de próstata, a veces es necesario pensar fuera de la caja, en particular probando medicamentos que afectan las proteínas del reloj circadiano. Los investigadores afirman que esta vía permitirá readaptar los tratamientos asociando diferentes terapias ya existentes, lo que podría hacer ahorrar una década de investigación.